Pensión de viudedad

Beneficiarios

Art. 174 LGSS, modificado por Ley 40/2007, de 4 de diciembre de medidas en materia de Seguridad Social.

  •  El cónyuge sobreviviente, cuando el fallecimiento del causante derive de una enfermedad común anterior al vínculo conyugal se requiere que el matrimonio se hubiera celebrado con un año de antelación al fallecimiento o que existan hijos comunes. No se exigirá dicha duración del vínculo matrimonial cuando en la fecha de celebración del mismo se acreditara un periodo de convivencia con el causante como pareja de hecho debidamente acreditado que sumado al de duración del matrimonio hubiera superado los dos años. Cuando no se pueda acreditar este requisito se puede acceder a una prestación temporal de viudedad.

  • Los supervivientes separados o divorciados del causante, con independencia de las causas que hubieran determinado la separación o divorcio, acreedores de la pensión compensatoria del fallecido si ésta se extingue con el fallecimiento, que no hubieran contraído nuevo matrimonio o constituido una pareja de hecho. 

  • El superviviente cuyo matrimonio hubiese sido declarado nulo al que se le haya reconocido el derecho a la indemnización prevista en el art. 98 del Código Civil que no hubiera contraído nuevas nupcias o constituido una pareja de hecho.

  • Quien fuera pareja de hecho del causante en el momento de su fallecimiento, constituida mediante inscripción en un registro público o alternativamente formalizado mediante documento público (escritura pública) (art. 174.3 LGSS).

  • Uniones de Hecho: Hechos causantes anteriores a 1-1-2008. Quien no haya podido causar derecho a pensión de viudedad a la muerte del causante por inexistencia de vínculo conyugal con el mismo. 
     

    Cuantías / Límites / IRPF

     El 200% de la cuantía resultante de aplicar el porcentaje que corresponda, según la pensión de que se trate, a la base reguladora. Dicha cuantía se determina de acuerdo con las normas que regulan el método de cálculo de las pensiones derivadas de accidente de trabajo, con ciertas peculiaridades.

Base reguladora: 
  • Si el fallecido se encontraba en alta o en situación asimilada a la de alta en la fecha del atentado, se determina dividiendo por 14 el resultado de multiplicar por 12 la última base mensual de cotización.
  • Si el fallecido no se encontraba en alta o situación asimilada en el momento de producirse aquél, se tomará como base mensual de cotización la base mínima del Régimen General (cuantía del salario mínimo interprofesional vigente en cada momento, incrementada en un sexto).
  • Si el fallecido tuviese la condición de pensionista de la Seguridad Social, se tomará como base reguladora la correspondiente a la pensión que viniera disfrutando, actualizando la misma conforme a la evolución experimentada por el IPC desde el mes de determinación de la base reguladora hasta el segundo mes anterior al que se produjera la comisión del atentado.
Porcentaje:
  • Si se trata de viudedad, el 52% o, en su caso, hasta un 70% cuando se acrediten determinados requisitos:

    1. 1-Que el pensionista tenga cargas familiares. Se entiende que existen cargas familiares cuando:

      • Conviva con hijos menores de 26 años o mayores incapacitados, o menores acogidos. A estos efectos, se considera que existe incapacidad cuando acredite una minusvalía igual o superior al 33%.
         
      • Los rendimientos de la unidad familiar, incluido el propio pensionista, divididos entre el número de miembros que la componen, no superen, en cómputo anual, el 75% del salario mínimo interprofesional vigente en cada momento, excluida la parte proporcional de las dos pagas extraordinarias.
         
    2. 2-Que la pensión de viudedad constituya la principal o única fuente de ingresos, entendiendo que se cumple este requisito cuando el importe anual de la pensión sea superior al 50% del total de los ingresos del pensionista.

       

    3. 3-Que los rendimientos anuales del pensionista por todos los conceptos no superen la cuantía resultante de sumar al límite que, en cada ejercicio económico, esté previsto para el reconocimiento de los complementos por mínimos de las pensiones contributivas, el importe anual que, en cada ejercicio económico, corresponda a la pensión mínima de viudedad. A partir de 1-1-2008, el límite de ingresos es de 15.380,85 € anuales (8.619,24 + 6.761,61).

      La pensión de viudedad, en cómputo anual, más los rendimientos anuales del pensionista, no pueden exceder el límite de ingresos del párrafo anterior. En caso contrario, se reducirá la cuantía de la pensión de viudedad a fin de no superar dicho límite.

      Los tres requisitos exigidos deben concurrir simultáneamente. La pérdida de uno de ellos motivará la aplicación del porcentaje del 52% con efectos desde el día 1 del mes siguiente a aquél en que deje de concurrir dicho requisito.

    4. En casos de separación judicial o divorcio: el importe de la cuantía será íntegro cuando exista un único beneficiario con derecho a pensión, siempre que no hubiese contraído nuevas nupcias o hubiera constituido una pareja de hecho debidamente acreditada.
      Asimismo, el derecho a la pensión de viudedad de las personas divorciadas o separadas judicialmente queda condicionado a que la pensión compensatoria quede extinguida por el fallecimiento del causante.

Si mediando divorcio existe concurrencia de beneficiarios con derecho a pensión, ésta será reconocida en cuantía proporcional al tiempo vivido con cada uno de ellos con el causante, garantizándose, en todo caso, el 40% a favor del cónyuge o superviviente de una pareja de hecho.

En los casos de nulidad matrimonial, el derecho a la pensión de viudedad corresponderá al superviviente al que se le haya reconocido el derecho a la indemnización a que se refiere el artículo 98 del Código Civil, siempre que no hubiera contraído nuevas nupcias o hubiera constituido una pareja de hecho. Dicha pensión será reconocida en cuantía proporcional al tiempo vivido con el causante, sin perjuicio de los límites establecidos en el supuesto de concurrencia de beneficiarios. 
  

En caso de separación judicial, divorcio o nulidad, la cuantía será proporcional al tiempo vivido en matrimonio con el fallecido.

  • Si se trata de orfandad, el 20% o, si hay varios huérfanos, el porcentaje que, en su caso, corresponda hasta llegar al límite del 100% de la base reguladora, incluyendo el porcentaje de viudedad. 

    En los casos de orfandad de padre y madre, la pensión de orfandad se incrementa con el porcentaje del 52% de la viudedad (el incremento se distribuirá a partes iguales entre los huérfanos con derecho a pensión, cuando sean varios).

  • Si se trata de pensión en favor de familiares, el 20% o el porcentaje que corresponda, y ello siempre que las pensiones de viudedad y orfandad no hayan alcanzado el 100% de la base reguladora.

    Cuando a la muerte del causante no quedase cónyuge sobreviviente ni hijos con derecho a pensión de orfandad, o cuando el cónyuge sobreviviente con derecho a pensión de viudedad falleciese estando en el disfrute de la misma sin que queden huérfanos beneficiarios, la pensión en favor de los correspondientes familiares podrá incrementarse con el porcentaje del 52% de viudedad.

  • Cuando existan varios beneficiarios, la suma de las cuantías de las prestaciones por muerte y supervivencia no puede exceder del 100% de la base reguladora que corresponda. Esta limitación se aplicará a la cuantía inicial, pero no afectará a las revalorizaciones periódicas que procedan en lo sucesivo. 

A efectos de esta limitación, una vez asignada la pensión de viudedad, se reconocerán las pensiones de orfandad con la cuantía que les corresponda y, finalmente, en caso de no haber alcanzado el 100% de la base reguladora, se reconocerán las "pensiones" en favor de familiares siguiendo, entre estos últimos, el orden establecido en la Ley.

 Abono  

 

 

  • La pensión se abona a los beneficiarios mensualmente, con dos pagas extraordinarias al año, que se hacen efectivas con las mensualidades de junio y noviembre, salvo en los casos de accidente de trabajo y enfermedad profesional, en que están prorrateadas dentro de las doce mensualidades ordinarias.

     

  • La pensión, incluido el importe de la pensión mínima, se revaloriza al comienzo de cada año, de acuerdo con el Índice de Precios al Consumo previsto para dicho año.

     

  • Se garantizan cuantías mínimas mensuales, según la edad y las cargas familiares del beneficiario:

    • Titular con cargar familiares.
    • Titular con 65 años o con discapacidad >= 65%.
    • Titular con edad entre 60 y 64 años.
    • Titular menor de 60 años.

     

  • La pensión está sujeta a tributación en los términos establecidos en las normas reguladoras del Impuesto sobre la renta de las personas físicas (IRPF) y sometida, en su caso, al sistema general de retenciones a cuenta del impuesto, con la siguiente excepción: estará exenta si deriva de actos de terrorismo.
     
  • Powered by Drupal - Design by artinet